eroticas porno

Una madre bastante puta y cachonda no se puede controlar

Mido 1,69 m, tengo los pies pequeños, mis piernas son firmes y algo largas, con mucha carne y bien definidas, el pubis lampiño, la vagina rosada y apretada, hago sentadillas todo el día, así que imaginen, mi vientre es plano pero con estrías por el embarazo, mi espalda es pequeña y mis tetas son grandes y caídas, nunca fui muy amiga de los corpiños, la gravedad les dió forma de gota, mi piel es como la leche, las areolas son grandes y rosadas, los pezones casi ni sobresalen.

Follandome a mi tia

hola me llamo jose y les voy a contar una historia real.Un dia fui a visitar a mi tia a su casa en ese momento no estaba nadie en su casa a si que empeaamos a platicar de varios temas hasta qhe tocamos el tema de sexualidad y haci empesamos a platicar por media hora de sexo en tonces fue al sanitario y yo ya estava bien caliente por que mitia de unos 30 años con un culo enorme y bueno esta bien buena no siempre habia fantaseado en cojermela en ese momento fui a espuiar a mi tia al sanitario me calente mas al verle su vagina bien rasuradita y con una tangita cuado vi que hiba a salir del sanitario corri hacia donde estava mos en su sala en tonces ella se percato que tenia una ereccion y disimuladamente memira el bulto no es de presumir pero mis 23 cemtimetros de verga y baatante gruesa se me notava falcilmente entonces ella subio a su habitacion y me llamo para ayudarla cuando suvi estava en pinada todo su enorme culo frente ami en esemomento estaba muy caliente haci que mele repege a su culo y ella sintio mi miembro y no dijo nada a si que valiendome me ariesge y empese a tocarla su pucha y sus nalgas ella empeso a dar unos leves pujidos de placer en tonces ella se oltio y me bajo el pantalon y me saco mi verga se sorprendio al vermela y me dijo, que bien desarrollado estas yo penosanente no le conteste me empeso a besar la punta de mi verga y luego se la empeso a introducir toda a si mela mamo un buen rato si que la levante y la acoste en su cama y le vaje su pantlon despues su tanga y me calente mas al tenerle su pucha en frente de mi se laempese acomer ella pujia de laser despues de 15 minutos de comerle su puchita le quite su blusa no traia sosten a si que se las empese a mamar le agarre sus pies yvlos puse sobre mis hombros ella me dijo que se la metiera lento por que nunca habia tenido u miembro de tamaño haci que le introduje la cabeza y ella dio un pequeño grito despues le meti toda de una embestida donde ella grito muy fuerte y se laempese a sacr y a meter tubo dos orgasmos y yo ya casi me benia despues de unos 25 minutos de la misma posicion me vine dentro de ella yo le dije que queria metersela por el culo ella primero no acepto hasta que la convenci le meti un dedo para poder hagrandarle su ano que no habia sido usado despues me dijo que me la mamaba para que entrara facilnente en tonces le phse la cabeza de mi verga y se la fui mentiendo pero le dolia mucho a s que recordo que teni lubricante en su buro y lo saco y medijo que le rosiara en su ano y yo en mi verga hice lo que me pidio y se lo fui metiendo poco apoco hasta que entro la mitad pero estaba muy aprwtado su ano hasi que me decidi a metersela de una embestida alo que ella se retorcio del dolor y hsi estube metuendosela y sacandosela mediante 15 minutos me vine en su ano toda mi leche se la deje en su ano ella se metio el dedo y lo saco con unpoco de mi leche y se lo trago nos dormimos y cada que la visito o cuando se da la oportunidad me la buelbo a cojer.Espero que les alla gustado.

Me encanta masturbarme con todo, me calienta demasiado que me miren

Me encanta masturarme, con todo lo que encuentro no importa que y si alguien me esta mirando mejor mas me calienta, me gusta mucho que me pidan que me mas turbe con diferentes cosas, desde frascos, comida, lugares todo es bienvenido para entrar en mi concha la dejo abierta para que entre todo, si leo un relato o veo un video porno, ya mi concha se moja y empiezo a buscar que meterme, hoy empecé con un frasco de desodorante pero después me aburrió y fui a buscar una banana, la cual me gustó mucho como se sentía, la saqué de mi concha mojada y empece a refregarme en la esquina de la mesa, ahí mismo tuve un orgasmo y me empape, cuando recordé que el esquinero de la cama es largo y tiene varias esferas así que fui y me metí el palo de lleno la concha empezó a latir y a dejar salir todo el líquido de adentro, otro orgasmo vino y necesitaba más por dios estar en cuarentena es terrible necesito que me metan una gran verga en la concha, tengo muchas ganas que me la metan en la calle de parado sosteniendo e de la cadera y dándome pija y pija como un animal en celo, fui a la cocina y agarre el exprimidor eléctrico el cual lo puse en el suelo y lo enchufe, con mis dedos agarre mis labios y los separé me metí el exprimidor en la concha el cual al hacer presión giraba y giraba cogiendome y explotando mi concha y mi clitoris acabe de nuevo chupe todo lo que salio y me lo trague, ahí fue cuando pensé en sentarme encima de una berenjena porque es muy gorda y me gusta sentir que se me abre la concha y se dilata, entonces puse una toalla en el piso sostuve la berenjena con mi mano mientras con la otra hacía presión y empujaba para que entre toda fue difícil y de la desesperación se rompió, frote mi concha en el brazo del sillón mientras sostuve un cepillo para que roze mi clitoris frote y frote hasta que largue otro orgasmo ya no daba mas, así son mis días, necesito una pija ya…. Que me gopeee la concha con las pelotas y si es posible que se meta toda adentro inclusive las pelotas también….

Mi amiga Laura se ofreció a hacerme un masaje relajante después de que me diera un tirón muscular durante un partido. Esto obviamente llegaría a un final feliz

Todo sucedió cuando yo estaba estudiando Medicina en Madrid, pero como era de Extremadura el primer año me fui a una residencia de estudiantes, una modesta donde éramos pocos alumnos y todos teníamos habitaciones dobles. Ahí hice una muy buena amiga, Laura, una chica también de Extremadura (aunque éramos de diferentes pueblos y nunca nos habíamos visto) que estudiaba Fisioterapia. Nos hicimos muy amigos porque ambos éramos del mismo sitio y a los dos nos gustaba mucho el futbol sala y éramos buenos jugadores. Ambos seguíamos fielmente este deporte, siempre veíamos los partidos por la tele o incluso íbamos al campo del Intermovistar que jugaba en Madrid. Yo jugaba en el equipo de mi universidad y aunque no esté bien decirlo era el mejor jugador del equipo.  Laura venia a verme muy a menudo y siempre comentábamos las jugadas después del partido.

Me Convertí En Una Perra Infiel Y Sumisa, Hay muchas cosas en la vida que uno no se imaginaría nunca

Hay muchas cosas en la vida que uno no se imaginaría nunca… y una de ellas es lo que me ha pasado a mí… Les voy a contar mi historia… Soy una mujer de más de treinta… rubia… de 1.70 con unas buenas tetas y una hermosa cola… casada… fiel hasta hace un año más o menos. Vivo en la Ciudad de Buenos Aires y soy una persona muy rebelde y no dependo en absoluto de nadie… Pero en el plano sexual hace unos pocos meses que eso ha cambiado, desde que conocí a quien hoy es el dueño de mi sexo.

Hicimos una apuesta, esta fue la mejor de mi vida porque no teníamos limites, es la mejor relación que he tenido en mi vida, todo lleno de sexo y diversión

Me despierto entre tus brazos, por lo visto hemos dormido bastante y ya algunos finos rayos del sol se cuelan por la ventana. Cuando detallo un poco más puedo sentir la monumental erección mañanera que queda encajada perfectamente entre mis nalgas y tu mano posicionada más abajo de mi tripita, precisamente sujetando firmemente mi rajita. Intento zafarme pero me tienes bien sujeta y el contacto de tu mano con mi coñito y de tu polla entre mis nalgas no ha hecho más que despertar mi deseo al máximo. El sueño aun te gobierna. No eres dueño de tus actos. Te cuesta mucho trabajo abrir los ojos y mover los músculos. Sientes el perfume de mi cabello y la tibieza de mi cuerpo y solo deseas no separarte de mí. Me das suaves besos en mis hombros mientras vas reaccionando un poco más de tu letargo. Te pegas un poco más a mi “buenos días travieso…”

Mi hermanita despierta su sexualidad con nuestro tío

Desde que murieron nuestros padres, en ese fatídico accidente de avión, yo quedé casi a cuidado de mi hermanita, una real tragedia por donde se la mire, era pequeño y no podía asimilar que en casa ya no estaba mi mami, ni mi papi, solamente me quedaba en el mundo mi hermana, quien tuvo que crecer de golpe y para ser la cabeza del hogar.

Me convertí en una zorra muy obediente a base de golpes

Estaba deseando que llegase este día. Habíamos quedado para divertirnos todo lo que nuestros trabajos y responsabilidades no nos habían permitido. Yo, que soy algo presumida, me maquillé de forma natural pero con mucho rimel, para destacar mis ojos cuando le mirase desde abajo. Me había vestido provocativa bajo el fino abrigo de entretiempo: medias de rejilla, una falda que apenas me tapaba el culo y un top escotado en v que transparentaba mis pezones. Obviamente no llevaba nada de ropa interior y en mis dos agujeros inferiores estaban colocados una bala vibradora y un plug que él controlaba desde su móvil. No me había dejado estar ni un segundo sin excitación en los últimos dos días. Estaba permanentemente mojada y agradecía que la falda fuese oscura y tapase la humedad si me tenía que sentar. Su coche aparcando frente a mi en aquella esquina donde esperaba me sacó de mis pensamientos. Me abrí el abrigo para que viese mi ropa antes de entrar. Nada más me senté se activaron los dos vibradores y emití un gemido al mismo tiempo que saludaba.